Este cuestionario tiene preguntas claves para resolver el asunto. Sincérese con usted mismo y dele respuesta a sus dudas.

1. Ha tratado alguna vez de no beber por una semana o más, sin cumplir el plazo?.

2. Le molestan los consejos de otras personas que han tratado de convencerlo de que deje de beber?.

3. Ha tratado alguna vez de controlarse, cambiando de una clase de bebida a otra?.

4. Ha bebido alguna vez por la mañana durante el último año?.

5. Envidia las personas que pueden beber sin que esto le ocasiones dificultades?.

6. Ha empeorado progresivamente su problema con la bebida durante el último año?.

7. Ha ocasionado su modalidad de beber problemas en su hogar?.

8. En reuniones sociales, donde la bebida es controlada, trata de conseguir tragos extras?.

9. A pesar de ser evidente que no puede controlarse, ha continuado usted afirmando que puede dejar de beber por si solo cuando quiera hacerlo?.

10. Ha fallado a su trabajo durante el último año a causa de la bebida?.

11. Ha tenido alguna vez lagunas mentales producidas por el alcohol?.

12. Ha pensado alguna vez que podría tener más éxito en la vida si no bebiera?.

Contestó sí a cuatro o más de estas preguntas? Si es así, es probable que tenga un serio problema alcohólico o que lo tenga en un futuro cercano.

12 PREGUNTAS QUE SÓLO USTED PUEDE CONTESTAR

505-266-​3688

Qué es el Alcoholismo:

El alcoholismoes una enfermedad crónica y generalmente progresiva causada por el consumo reiterado y excesivo de bebidas alcohólicas.

oficina hispana de alcoholicos anonimos de albuquerque N.m 

           ayuda e informacion  505-266-​3688 a cualquier hora 


                                              Grupos tradicionales de 12 pasos , 12 tradiciones y 12 conceptos para el servicio mundial

 

Este sitio web no cuenta con el respaldo ni la aprobación de la Oficina de Servicios Generales de Alcohólicos Anónimos.
Alcohólicos Anónimos, AA y The Big Book son marcas registradas de
Alcohólicos Anónimos World Services, Inc.

Según la Organización Mundial de la Salud


define al alcoholismo como “sustancia psicoactiva con propiedades causantes de dependencia, se ha utilizado ampliamente en muchas culturas durante siglos. El consumo nocivo de alcohol conlleva una pesada carga social y económica para las sociedades.”

El alcohol es una droga que actúa como depresor del sistema nervioso central, es decir, como sedante. A su vez, al deprimir los centros de control del cerebro reduce las inhibiciones, no obstante, la ingesta de grandes cantidades de alcohol llega a producir trastornos en la coordinación de habla y músculos, sueño e incluso coma. A su vez, se ha demostrado una predisposición hereditaria al alcoholismo que podría influir en el momento de sufrir complicaciones neurológicas.

El alcohol produce dependencia psíquica y física. La dependencia del alcohol tiene como características la tolerancia de sus efectos y los síntomas de abstinencia cuando se deja de consumir, característica que desaparece cuando el afectado bebe otra copa.

En referencia a lo anterior, algunos síntomas de abstinencia son: dolor de cabeza, ansiedad, insomnio, temblores, delirios, convulsiones, entre otros. Además, una persona que padece de esta enfermedad siempre posee una excusa para beber, la compañía deja de ser importante


ya que únicamente lo esencial para el alcohólico es la bebida y, como toda enfermedad, el enfermo no acepta que tiene una dependencia del alcohol lo cual es un mecanismo psicológico para no admitir que el alcohol domina su vida.


Organización Mundial de la Salud